fbpx
Site Loader
Pide tu cita

Si existe un sentimiento bastante común entre los trabajadores es que muchos se encuentran haciendo algo que no les gusta, pero temen cambiar, bien sea porque consideran que tienen demasiada edad para intentar algo diferente, o porque no poseen altos niveles académicos o por cualquier otra limitación que su mente sea capaz de crear.

Dejar de ser lo que somos para ser lo que nos gustaría ser, es una decisión que aterra a la mayoría de aquellos que lo han pensado. Es, por ejemplo, abandonar la seguridad de un trabajo de tiempo completo a trabajar independiente, o abandonar una oficina de abogado para montar una empresa de donuts.

Seamos sinceros: todo lo nuevo, aterra. Más aún cuando poseemos una programación con años de uso que nos advierten que todo lo diferente es peligroso y que es mejor quedarnos donde estamos. Esto es lo que se llama vivir en la zona de confort, el peor de los lugares para un emprendedor.

Quien desee reinventarse laboralmente deberá abandonar la zona de confort, ya que la misma en realidad no ofrece seguridad ni emocional ni financiera, sino excusas para no hacer nada diferente. Y, como todos los sabemos, las excusas son veneno para el éxito.

Durante el tiempo que he trabajado ayudando a las personas a reinventarse laboralmente he aprendido que una de las primeras exigencias para lograr este cambio, es abrir la mente. Esto es, dejar la visión de túnel de que todo lo que tenemos es todo lo que podemos ser, y mirar alrededor un mundo lleno de oportunidades de éxito.

Lo segundo, es que la persona sea lo suficientemente sincera consigo misma para aceptar que se equivocaron en la profesión elegida; es aceptar que no son sólo lo que indica un título o una profesión. Es comprender que puede ser lo que desee ser.

El tiempo de reinventarse nunca pasa.

Podemos reinventarnos en cualquier momento. A cualquier edad. Lo importante es que se esté dispuesto a aprender aptitudes nuevas para cumplir con las metas trazadas.

Es común que el trabajador se mantenga en su cargo, por temor, y que al final sea suprimido sus servicios. Entonces se encontrará en una situación de estrés, sin fuentes de ingresos, sabiendo hacer lo mismo por lo que fue despedido.

En cambio, aquellos que decidieron reinventarse laboralmente, construyen un puente a una mejor estabilidad, a una realidad que es de su agrado y que están dispuestos a afrontar con entusiasmo y creatividad. ¿Notas la gran diferencia?

Hoy en día es vital aprender a reinventarse. Por un lado, tenemos la situación del COVID-19 que a trastocado la realidad laboral desde sus propias bases, obligando a millones de personas a buscar oportunidades en un mundo que no conocen bien.

Por otro lado, la reinvención laboral es material obligatoria para cualquier migrante en cualquier lugar del mundo. Llegar a un país que no se conoce, con una oferta de trabajo limitada, dificulta el encontrar una fuente de empleo si nos mantenemos atados a lo que sabíamos hacer cuando abandonamos nuestro país de origen.

Lo sé porque yo pasé por esto: me he tenido que reinventar dos veces en las dos experiencias de migración que he tenido. Y es con base en esta experiencia que puedo afirmar que reinventarse laboralmente no sólo es posible: es obligatorio. Ha sido gracias a esta capacidad de reinventarme que ahora estoy en la posición de poder ayudar a los miles de personas que requieren un nuevo enfoque para afrontar su futuro laboral.

El talento es lo que tienes, no sólo lo que te enseñan.

¿Por qué digo esta afirmación? Porque quiero dejar en claro que un abogado no tiene la obligación de ser abogado toda la vida; ni un ingeniero o un médico. Como tampoco es negativo que ellos decidan cambiar. Eso de “si estudió x carrera es lo que debe hacer en la vida” es una gran mentira.
¿Has notado que casi ningún emprendedor de éxito se destacó en aquello en lo que estudió? Hacer lo que te gusta es la clave para un trabajo tranquilo y productivo. Esto significa dejar de comportarte como crees que debes hacerlo, y actuar como mejor te convenga. En este caso ya estará en camino de la reinvención laboral.

¿Qué se requiere para hacer una reinvención laboral?

He aprendido que uno de los primeros pasos es no tomar esto como un salto al vacío. Se trata de una acción que posee sus niveles de estrés (todo cambio lo tiene), pero que debe ser asumido con cabeza fría.

Aquí es imposible explicarte el paso a paso para la reinvención, porque estos pasos son diferentes según la persona. No todos tienen las mismas expectativas, ni las mismas dudas. Es un proceso que toma algo de tiempo pero que, como digo siempre, puede ser el tiempo mejor invertido de sus vidas.

Una de las pocas condiciones obligatorias, per sé, es renunciar a la zona de confort que nombramos atrás. Si estás dispuesto a hacerlo, te sorprenderás con qué facilidad puedes adaptarte a las situaciones que en verdad deseas manejar y sentirás, quizás por primera vez en tu vida, que tienes el control de tu futuro.

Te lo digo, porque eso es lo que se siente cuando tomamos el camino que deseamos, no el que creemos que debemos tomar.

¿Es la reinvención laboral tan fácil como parece?

No siempre. Pero ¿qué cambio es sencillo o feliz? A medida que avances te sentirás alegre, inseguro, inspirado, derrotado, exitoso, fracasado. Esto es porque irás descubriendo tus propias emocionalidades sobre lo que considerabas que era una actividad laboral para irlas adaptando a las metas que ahora deseas.

Muchos que se reinventan laboralmente tienen en mente llegar a un puerto, pero acaban llegando a otro. Eso sí, siempre será el puerto al que deseas llegar. Sin embargo, durante el proceso, es común que la persona se sienta desanimada por no alcanzar la meta visualizada la primera vez. Pero cuando logre culminar el proceso descubrirán que en realidad la primera meta no era suficiente y que, el destino que finalmente se alcanza, es lo que en verdad te satisface y te emociona.

Atrévete: se trata de una experiencia que bien vale la pena.

Conclusiones.

No le temas a reinventarte; témele a seguir siempre igual, repitiendo los mismos patrones que poco te satisfacen y que son causa de tus depresiones. Abandona la zona de confort y experimenta nuevas sensaciones. Yo puedo guiarte si lo deseas.

Permite que te ayude a reinventarte en la persona que en verdad quieres ser.

Post Author: Marietta Méndez León

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *